Muyil, zona arqueológica

México - Quintana Roo


#Museos | #ZonasArqueológicas | #Haciendas

Orígenes del nombre de Muyil

Muyil es el topónimo con el cual se conoce desde la época colonial a una de las lagunas adyacentes al sitio y con esa denominación se le registró inicialmente. A mediados del siglo XX se le designó de nuevo como Chunyaxché, por otra de las lagunas de las inmediaciones.

Localización

El acceso a la zona puede hacerse por vía terrestre o marítima. La más común y sencilla es a través de la carretera federal 370, que con dirección norte va a la ciudad de Cancún (150 kilómetros) y con rumbo al sur hacia Chetumal (220 kilómetros). La ruta fluvial comprende 12 kilómetros de navegación, desde el mar Caribe hasta la laguna de Muyil, a la orilla de la cual se localiza el asentamiento prehispánico.

Muyil se ubica en la costa oriental de Yucatán, región central del estado de Quintana Roo perteneciente al municipio de Felipe Carrillo Puerto. Se encuentra dentro del perímetro del área natural de la Reserva de la Biósfera de Sian Ka’an, decretada como tal en 1986.

Importancia

Muyil empezó a ser habitado en el período Preclásico tardío (300 a.c. – 250 de nuestra era); de esta temprana ocupación no queda ninguna evidencia arquitectónica, por lo que debe suponerse que las construcciones no fueron de mampostería, sino de madera y palma, materiales abundantes en la región. Para esa época, sus pobladores tuvieron una economía basada en la explotación de su variado entorno (selva, lagunas y mar). Asimismo, aprovechando la estratégica ubicación geográfica que les permitía una rápida comunicación con el mar Caribe a través de las lagunas y el canal que las une, establecieron un incipiente intercambio comercial con sitios lejanos del norte de Belice.

reserva de la biosfera muyil

Fotografía tomada por Tore, flickr

Durante la época Clásica (250-800 / 1000 de nuestra era), el sitio registra un incremento demográfico que inicia con la construcción de estructuras habitacionales y de carácter cívico religioso, distribuidas en un área mayor que la ocupada por las del período anterior. Alrededor del año 600, cesaron los vínculos comerciales con Belice y se entabló una nueva relación con sitios del interior de la península (situación similar a la que se presenta en otros asentamientos de la región, como Cobá y Xelhá). La mayor parte de los restos arquitectónicos documentados datan del período Postclásico temprano y especialmente del tardío (899 / 1000 – 1550), cuando Muyil, bajo la hegemonía de Chichén Itzá primero y de Mayapán después, formó parte de la red comercial costera que cobró un enorme auge en el ámbito peninsular.

Además, por su ubicación en la reserva de Sian Ka’an, Muyil es un sitio especialmente atractivo para el interesado en conocer y admirar el ecosistema del área central de la península, con su gran riqueza de flora y fauna. El medio ambiente regional es uno de los mejor conservados de Quintana Roo. Es relevante la singularidad arquitectónica de El Castillo y el arreglo de los edificios circundantes.

Descripción del sitio

El asentamiento prehispánico está conformado por los sectores A y B. El primero ocupa una considerable extensión y consta de varios grupos arquitectónicos, entre los que se hallan basamentos piramidales; estructuras cívico-religiosas, plataformas, cimientos de casas habitación, un sacbé o camino blanco interno, cuya longitud total es de 500 metros, y una intrincada red de albarradas. Muyil B está conformado por escasas plataformas bajas, un edificio cívico-religioso y varias albarradas.
De los más de veinte sitios arqueológicos detectados en Sian Ka’an, principalmente en el área costera, Muyil es el de mayor importancia por la cantidad, dimensiones y complejidad de sus restos arquitectónicos.

El Castillo es la construcción de mayor importancia, tiene una altura de 17 metros, y consta de un basamento piramidal de cinco cuerpos, coronados por un templo. Se han detectado dos etapas constructivas que presentan rasgos arquitectónicos similares a los de estructuras de la región del Petén. Es interesante mencionar que en un altar o caja situada en el remate de la escalera de la primera fase, se hallaron dos ofrendas consistentes en diversos objetos (cuentas, pendientes, orejeras, bezotes y anillos); de los cuales 183 fueron elaborados en jadeíta y 79 en caracol.
El Templo 8 consiste de un basamento piramidal de tres cuerpos, cuya fachada principal mira al norte; en su cima se construyó un templo de pequeñas dimensiones que después quedó cubierto por un edificio similar, pero de mayor tamaño. Al igual que El Castillo, este templo tiene dos etapas constructivas, en donde la subestructura conserva restos de pintura mural. El conjunto arquitectónico formado por este edificio y las estructuras adyacentes está delimitado por un paramento o muro de baja altura, que posiblemente contribuía a acentuar el carácter sagrado de esta área.

Servicios

Estacionamiento, un área de expedición de boletos y sanitarios.

También, se debe mencionar que en las cercanías, así como en el cercano poblado de Tulum, ubicado sólo 22 kilómetros, al norte, existen instalaciones hoteleras, así como restaurantes y tiendas de artesanías de la región.

Costo de acceso, entrada general: 35 pesos.
Horario: Lunes a domingo de 8 a 17 horas.

Fotografía: Tore

Enviar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This

Al continuar utilizando el sitio, usted acepta el uso de cookies. más información

La configuración de cookies en este sitio web esta configurada para "permitir cookies" y así darle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web se entiende que acepta la configuración de cookies o también puede hacer clic en "Aceptar" a continuación, con esto usted está consintiendo su uso.

Cerrar